Sabado, 16 Diciembre 2017

Actualizado11:38:01 AM GMT

You are here:

Inauguración autoritaria del primo del Presidente

E-mail Imprimir

Isidro Peñasco

El flamante ministro Secretario General de Gobierno, Andrés Chadwick, primo del Presidente, insistió en que “ya no necesitamos más protestas” e hizo “un ferviente llamado a esos jóvenes y especialmente a sus familias, a sus padres, que tengan la seguridad absoluta que el Gobierno está dedicado a full, con todo su empeño, en mejorar la calidad de nuestra educación”.

La primera frase citada por el diario Clarin on-line anuncia la actitud, la posición desde la que habla el funcionario derechista. Cree interpretar a Chile y asegura “ya no necesitamos mas protestas”. ¿Quien no necesita mas protestas?. ¿Quien decidió que no son necesarias y porqué?. Es que Chadwick es Chile, el sabe mejor que los ayunantes de Santiago y Buin lo que es bueno y lo que es malo, por eso comunica. No ruega, no quiere dialogar, no toma en cuenta las exigencias de los escolares en huelga. El asegura que “no necesitamos mas protestas” y luego con una falsa humildad, típica del mas reaccionario catolicismo Opus Dei “hace un ferviente llamado” a “esos” jóvenes y en especial a sus familias, a sus padres”.

¿Llamado?. No, habla la autoridad, el que lo sabe todo mejor, el que por derecho de nacimiento, familia y poder exige que confíen en el, que le crean lo que dice porque el lo dice, porque el es la autoridad y no porque tenga alguna calificación para decirlo o porque realmente esté tratando de cambiar algo en la educación: “tengan la seguridad absoluta que el Gobierno está dedicado “a full” (en inglés: con todo, a presión, radicalmente, con total esfuerzo), con todo su empeño, en mejorar la calidad de nuestra educación”.

Estamos obligados a creerle al Ministro vocero del gobierno. El es la autoridad y en “democracia” la autoridad dispone y los ciudadanos obedecen y si quieren cambiar algo tienen la oportunidad cada cuatro años de hacerlo con la famosa rayita en el voto. Claro con sistema binominal que asegura la dominación sobre el Parlamento al Partido Unico.

En cada gesto, en cada palabra, en cada declaración se revelan como lo que son. No hay máscara que pueda esconder sus muecas reaccionarias, malévolas, autoritarias, violentas y mentirosas.

Es como el mito chileno del diablo que se presenta como simpático, pero muestra la cola debajo de la manta de castilla.

Otra muestra del mismo estilo mafioso:

Chadwick aludió al proyecto GANE presentado por el Presidente Sebastián Piñera y agregó que el Ejecutivo está dispuesto a impedir la huelga: “El objetivo y la preocupación del Gobierno es velar por la salud y que ninguna persona, menos un joven y menos un niño, puedan atentar o poner en riesgo su vida por una huelga de hambre. Sin duda alguna, llegado el momento en que haya que intervenir para efectos de evitar cualquier riesgo de salud, lo que prima por sobre todo es el derecho a la vida. Obviamente, la institucionalidad chilena, el Estado y el gobierno del Presidente Piñera actuará para impedir que un joven o un niño ponga en riesgo su salud y su vida”, declaró. ¿Habilitarán los campos de concentración y los mandarán a todos detenidos?.

Es que no saben dialogar. Sólo saben mandar. Ellos son discípulos de Pinochet y ni siquiera tienen la escuela democrática de sus congéneres europeos que por lo menos disimulan y a veces obedecen lo que sus pueblos les reclaman. En el Chile de ellos, el rico, el de la “sociedad” chilena, la “societé” (los siúticos la llaman “socialité”) los rotos, los flaites deben obedecer y sobre todo creer lo que dice el patrón, por eso lo de “no necesitamos mas protestas”. Si a esa frase hubiese seguido que “ya entendimos, estamos trabajando por los cambios” se podría empezar a dudar de que mienten y no quieren cambiar nada, pero el primísimo presidencial se limitó a “amenazar” veladamente a las familias y a exigirles (no puede haber otra interpretación) que hagan valer su “autoridad” con los huelguistas que –y ello también está de trasfondo- son imberbes, no saben lo que hacen, no tienen raciocinio formado.

Ellos parten de la base de que todo está bien y mañana estará mejor, que lo que hay que hacer son “ajustes” y ponerle plata al asunto. Por ejemplo prometer que pondrán 4 mil millones de dólares cuando lo que quieren hacer –y no lo dijeron- es poner 4 mil millones en una cuenta y gastar los intereses de esa cuenta en la educación chilena: 140 millones anuales. Dada la magnitud de dedficit de las familias por educación esa suma es una burla, Otro volador de luces.

También hay que decir que no pueden saltar mas allá de su propia sombra: siguen creyendo que están en el escenario oscurecido y tienen de rehenes a todo Chile. Como en los tiempos en que la dictadura hablaba y nadie la contradecía, no porque estuvieran de acuerdio, sino que por la metralleta que apuntaba al interlocutor.

Chadwick sigue hablando como si tuviera la metralleta en la mano y como un gangster italiano adopta un tono de ruego, de llamado pacífico que esconde la amenaza.

Lo que dijo claramente Chadwick fue: se terminan las protestas y las familias deben hacerse responsables de sus retoños díscolos y mal enseñados. Nosotros arreglaremos esto solos y ni piensen que pensamos dialogar o consultar algo. Somos nosotros los que decidimos lo que es bueno o malo para Chile.

Autoritarismo puro y seco.

Escribir un comentario

Este es un servicio de comentarios de ElChileno. Entendemos que Ud comentará las notas bajo su criterio personal y su responsabilidad e identidad. Las notas son monitoreadas y se publican todos los días a una hora indefinida. Nos reservamos el derecho a borrar entradas que no estén en contexto o cuyo fín sea sexista, clasista, racista, segregacionista o antidemocratico


Código de seguridad
Refescar